// estás leyendo...

Exhibitions

Caracas instantánea: inauguración de exposición de fotografías en la Sala Mendoza

ccsinstantanea

Reseñas por Ruth Auerbach

El Ávila es azul, 1996-2008

Ricardo Jiménez

El Ávila es azul, 1996-2008

Desde 1996 y hasta la actualidad, Ricardo Jiménez orienta su mirada de transeúnte casual hacia una percepción muy particular del Ávila, cuyo itinerario – ejercido esporádicamente en un tiempo dilatado – se traduce en una suerte de exploración visual realizada en sus recorridos habituales por el sureste de Caracas.

Las imágenes logradas, lejos de representar el paisaje a la manera académica de la Escuela de Caracas, nos devuelven un enfoque inédito, desmitificado, incluso inusual, que traspasa la realidad del mismo.

Con una cámara Polaroid profesional, cuya particularidad permite obtener un negativo que luego posibilita ampliaciones en blanco y negro, Jiménez registra ese otro perfil de nuestra montaña, atípico y desconocido. Paradójicamente, en estas instantáneas de marcado claroscuro,  la velocidad de lo público se detiene extrañamente para devolvernos otra perspectiva del icono representativo de la ciudad, una visión bucólica y hasta pastoral que evoca ese país de naturaleza rural asociado al inicio de una muy temprana modernidad. Invariablemente, en segundo plano, este Ávila  protagoniza, no obstante, un aquilatado  diálogo entre la enigmática montaña y una metrópoli intensa a la que pareciera proteger.
Andrés Manner

Desde la California Norte, 2002

Entre mayo y agosto de 2002, Andrés Manner emprende un registro fotográfico que conlleva un riguroso, si bien asistemático orden cronológico y temporal, ejecutado siempre desde una misma perspectiva, la ventana de su estudio. Cada toma fotográfica realizada en Polaroid, capta entonces la fugacidad del momento lumínico de la ciudad de Caracas para desplegar una serie de imágenes instantáneas en las que la única intervención del fotógrafo es la elección del mismo encuadre.

A partir de su fascinación por un horizonte caraqueño, dramatizado por el juego de luces y sombras, Manner entrega una narrativa visual subjetiva derivada de las infinitas calidades de luz que irradia el panorama urbano.

El estudio de la luz que afecta al paisaje, más que documento cientificista, es aquí el resultado de una indagación íntima sobre el argumento del tiempo en clave naturalista con resonancias conceptuales. Desde el espacio privado, el fotógrafo capta así esa otra ciudad sensible y alterable, cuya perspectiva fantástica y conmovedora recoge una visión periférica a los agitados centros urbanos.

Discussion

No comments for “Caracas instantánea: inauguración de exposición de fotografías en la Sala Mendoza”

Post a comment